Calidez y calidad van de la mano en este espacio con alma y "savoir faire"

Producción
15 días

Presupuesto
Mesa de recepción: 747 €
Mesa de trabajo: 450,12 €

Materiales
Madera de okume y haya
Contrachapado de abedul

Hemos tenido el placer de formar parte de la puesta en marcha del primer coffice de Barcelona. Un espacio creado con mimo de la mano de Carole Touati y Axel Ruis para que te sientas como en casa.

Carole y Axel son una pareja de emprendedores con las ideas claras. Contactaron con nosotros para que diéramos forma a algunos de los muebles que necesitaban para el local que estaban reformando, un coffice. Se trata de un concepto flexible de espacio de trabajo compartido, en el que puedes pagar por horas y en las cuales va incluido todo el café, te, agua o snacks que quieras. Apetecible, ¿verdad? Si eres de los que trabajan de cafetería en cafetería o estás de paso por la ciudad es tu lugar perfecto para trabajar concentrado y en un entorno que cuida hasta el último detalle.

La premisa principal cuando hablaron la primera vez con nosotros era que querían que el espacio hiciera sentir a las personas que lo visitaran como en casa. Querían crear un espacio en el que los usuarios pudieran trabajar a gusto y concentrados, ayudándoles en su productividad y sacando el máximo partido a su creatividad. En su caso visualizaban el diseño que querían y la función que iba a tener cada mueble. 

captura-de-pantalla-2016-09-22-a-las-16-29-10captura-de-pantalla-2016-09-22-a-las-16-29-10
La idea

Carole y Axel nos pasaron una lista de todos los muebles que necesitaban. Fueron dos muebles los elegidos para empezar: una mesa para la recepción y una mesa tipo barra de bar en la que pudieran trabajar varias personas.

Ellos querían dar un toque especial a su local y ser coherentes con el concepto inicial de ofrecer a la gente una propuesta acogedora e inspiradora. Su objetivo era crear un espacio donde fuera agradable quedarse unas horas para trabajar, estudiar o simplemente pensar. No encontraron muebles en el mercado que encajaran con su idea así que se dieron cuenta que necesitaban a un carpintero.

Desde el primer momento supimos que nuestros colaboradores Federico y Ricard (Another Again) eran los ideales para hacer el proyecto por la afinidad de estilo cliente - carpintero. Entendieron perfectamente qué querían Axel y Carole para el local y se pusieron manos a la obra para proponerles un diseño y presupuesto cuanto antes ya que eran dos muebles claves para la apertura.

“El hecho de poder transmitir con un simple dibujo y un moodboard lo que teníamos en mente para que los carpinteros lo materializaran y aportaran sus ideas ha sido un verdadero lujo.”
CAROLE TOUATI

Manos a la obra

El mueble recibidor iba a ser el más importante del local así que Federico y Ricard propusieron usar contrachapado de okume para el sobre y enmarcar el frontal con listones de haya que se fabricaron en su taller.

Para Federico y Ricard, Axel y Carole habían propuesto un camino claro. La referencia que nos enviaron para el mueble de recepción les marcó las pautas para el color y la composición. Al tratarse de un mueble para la recepción surgió la necesidad de crear dos niveles diferentes de altura, una para la mesa de trabajo y otra para el público del coffice. Otro detalle interesante que propusieron fue aprovechar el espacio frontal para exponer revistas.

Por otro lado la mesa para el escaparate podía ser una pieza más funcional. Tenía que ser estrecha y alargada para que tres clientes pudieran trabajar allí con su portátil. La idea era mezclar el concepto de barra de bar con vistas a la calle y la de mesa en la que poder trabajar cómodamente.

escritorio a medida para coco cofficeescritorio a medida para coco coffice
mesa-a-medidamesa-a-medida

“La madera de haya es muy resistente y dura, buena para construir uniones y nudos. El contrachapado es bueno para sobres de mesa porque es muy firme y con el tiempo no se mueve. La madera de okume además tiene una beta muy bonita.”
FEDERICO

El resultado

Una de las partes que más nos gusta del proceso de los proyectos que se han llevado a cabo a través de Otter es el día de reunión en el taller del carpintero para que el cliente conozca personalmente al carpintero y además pueda ver el mueble físicamente. Es un buen momento para poder comentar dudas o detalles de los acabados finales in situ. En el caso del proyecto para Coco Coffice la pieza más delicada en este sentido era el mueble de recepción, así que Federico y Ricard propusieron una visita al taller antes de la entrega.  A Carole le pareció todo perfecto y no hubo que hacer ningún cambio.

Para Federico y Ricard cada proyecto es un nuevo reto y siempre aparecen detalles en el proceso general que son la primera vez que ensayan. Para ellos, en este caso concreto y en muchos otros, les da temblores cuando una vez montada la pieza tienen que empezar el acabado, ya que cada madera es diferente con el acabado cambia el aspecto final. Como nos comentaron,  a veces les gusta tanto una pieza terminada que no la tocarían más ... ¡y siempre hay que protegerla!

Cuando las obras del local ya estaban a punto de terminar Federico y Ricard pudieron hacer la entrega del encargo y ajustar algunos detalles en el nuevo hogar de los muebles a los que habían dado forma.

“Encontrar clientes afines a ti personalmente y en cuanto a referencias estéticas facilita el entendimiento y el buen rollo. Otter nos ayuda a encontrar el cliente perfecto, el que encaja con nosotros y con nuestro perfil. No solo como profesionales sino también como personas, ya que entiende y mira las cosas como lo hacemos nosotros. Así la experiencia de trabajo se convierte en un disfrute”
FEDERICO

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies. ACEPTAR